This site uses cookies. Some of these are essential while others help to improve your experience through insights into how the site is being used. For more information please visit the privacy & cookie policy page.

Allow non-essential cookies for:

Your preferences have been updated.

Feb 8, 2017

Artista Local Karla Many Solis es la Reina Caribeña para Enero 2017

Artista Local Karla Many Solis es la Reina Caribeña para Enero 2017

Cada mes, Caribbean Queen en el Palm Beach Plaza Mall honra a una artista local femenina quien viva y crea en Aruba. El programa Caribbean Queen fue lanzado cuando la tienda abrió a finales del 2011 y ha estado funcionando exitosamente desde entonces. 


Por el mes de enero del 2017, la artista local Karla Amany Solis es la famosa reina de este evento de la boutique, mostrando sus encantadoras obras de arte. 

Nacida en Monterrey, México, Amany llegó a Aruba buscando el amor, el amor de la isla y su acogedor abrazo. 

Cuando era niña, siempre se sentía atraída por el arte, e incluso escribía historias que saltaban de su imaginación. Expresaba ideas y sentimientos desde los 10 años en adelante. Sus padres, deseando complacer a su hija creativa, la llevaron a ferias de arte en donde pudo conocer diferentes personas del medio. 

 

“Siempre he estado atraída por el arte,” dice Amany, “sé que se remonta a mi herencia cultural ancestral y en lo que creo es la sabiduría innata, suprema divina".
 
A los 17 años, mientras seguía en el colegio, Amany recogió su arte de sus amigos artistas y se embarcó en una búsqueda de joyería. Poco a poco, las historias que escuchaba durante su niñez tomaban sentido, fascinada por las leyendas de su juventud comenzó a hacer atrapasueños con materiales reciclables, todo natural, por cortesía de la madre naturaleza, incluyendo semillas, hojas, ramas de palma y diferentes plumas de pájaros. 

Ahora todas sus creaciones son de materiales que encuentra en la isla, ella lo llama El Arte del Espíritu. 

 

Caribbean Queen asigna un porcentaje de todas las ventas para su programa Tikkun Olam (Reparación del mundo). Los fondos recaudados se dan anualmente a una organización local, sin fines de lucro, en un esfuerzo continuo para servir a la comunidad. Todos los cimientos servidos con donaciones de Caribbean Queen se dedican a la promoción del arte y la educación artesanal en la isla.